Recibe Noticias por Email

Ingresa tu Email:


jueves, 15 de agosto de 2019

Cochabamba: ¡Abuso de autoridad! Policía gasifica en el rostro a dos niños (ver vídeo)


"Este hombre ha gasificado a mi hijo. Miren lo que le está haciendo a mis hijos, mira sus ojos", grita un mujer, según las imágenes. El uniformado responde: "No me amenaces, hablá bien claro (…) cuidado te estés quejando luego".

En las imágenes el Capitán dependiente de la Estación Policial (EPI) del Sur, hace uso del gas porque la progenitora de los menores no firma una notificación dirigida a su madre.

“Yo no puedo firmar notificación alguna, le hemos repetido muchas veces y el capitán ese se puso violento y agarró el gas, roció primero abajo y le dio a mi hijo pequeño luego ha vuelto hacer y me llegó a la boca (…) No he podido respirar”, relató la mujer víctima de la agresión.

El policía reaccionó de forma violenta es más quiso quitarle el celular, con el que grababa la agresión, tras este hecho la menor de tres años se desmayó y fue llevada al Hospital de Sur en una ambulancia de Bomberos.

“La niña se ha desmayado ha perdido conocimiento, el niño no podía respirar, llegue al hospital he gritoneado a la gente porque nadie me quería atender (…) Pido seguridad por mis hijos, estoy asustada, si querían agredirnos debían agredirnos a mi padre y a mí, no gasificar a mis hijos” añadió.

Tiene Antecedentes por violación

El efectivo policial Capitan Fernando Merlo Argani , que utilizó gas pimienta contra dos niños en la ciudad de Cochabamba, tiene un proceso por violación y antecedentes por accidentes de tránsito.

El policía tiene una sentencia condenatoria a 10 años por la violación de una niña, por la que estuvo detenido de forma preventiva, según reportes de la Red Uno.

En 2012 el efectivo habría abusado de una menor dentro de un módulo policial. El caso está en proceso de apelación y existe dilación.

También el policía tiene antecedentes por atropello en el que resultó una persona herida en 2006 y choque a un vehículo en 2007.

Será procesado

El miércoles, el comandante General de la Policía, general Vladimir Calderón, informó que ordenó que se inicie un proceso disciplinario en contra del efectivo policial por usar agentes químicos contra menores y si amerita el caso se remitirá a la Fiscalía para que se determine si se ha cometido un delito.