miércoles, 9 de enero de 2019

Oruro: Sujeto se voló los sesos de un disparo y quedó en estado vegetativo (ver fotos)


Bastante sangre en el asiento del acompañante, además del arma de fuego, una pistola calibre nueve milímetros y el cuerpo del conductor recostado hacia ese sector del motorizado, era la escena "de película" que dejó el resultado de una persecución vehicular que se suscitó minutos antes desde el centro de la ciudad.


A las 18:00 horas aproximadamente ocurrió un hecho de tránsito en las calles Pagador y Aroma, entre el automóvil blanco con placa de control 1012 - LIB, conducido presumiblemente por Mauricio Frías Ramírez de 32 años, protagonista del hecho, quien colisionó contra una vagoneta guinda, marca Jeep, según información brindada ayer en forma preliminar por el comandante Departamental de Policía, coronel Fredy Betancourt Ticona, quien estuvo en el lugar del incidente.

Luego del hecho de tránsito, el conductor del vehículo blanco escapó y originó una persecución. Detrás iba la vagoneta a la cual impactó. Durante el recorrido pasaron por la Plaza Sebastián Pagador y por la mismísima Estación Policial Integral (EPI) No. 3.

De ese lugar se suma a la persecución una camioneta policial de la mencionada estación policial. La ruta es elegida por el conductor protagonista hacia el Norte de la ciudad, llegando a la altura de la urbanización "Sierra Mier", a unos 200 metros al Este del Casco, sobre la avenida de Circunvalación.

DISPAROS
Al detenerse en el mencionado lugar, el protagonista del incidente que llevaba una pistola calibre nueve milímetros, realiza dos disparos, uno de ellos que sale por la puerta lateral izquierda hacia las barandas que separan la avenida.

El segundo disparo lo realiza en su propio cuerpo, ocasionándose una herida de gravedad en la cara. El proyectil le hizo volar parte de los sesos y salió por el techo de su vehículo.

Pese a la herida en la cabeza, el sujeto aún estaba con vida y fue auxiliado inmediatamente por el personal de la Dirección Departamental de Bomberos "Calama" hasta el Hospital General "San Juan de Dios", donde fue atendido de emergencia.

Fue en ese nosocomio que se dio referencias de su supuesto nombre, como Mauricio Frías Ramírez de 32 años, además de solicitar a la ciudadanía, donación de sangre del tipo O RH positivo.

Hasta el cierre de la presente edición informativa se conoció que la víctima aún se encontraba con vida, pero aparentemente en un estado "vegetal" internado en la Unidad de Terapia Intensiva del Hospital General.

El paciente presentaba como diagnóstico, una lesión del centro nervioso superior por proyectil de arma de fuego, con orificio de ingreso en la región sub maxilar derecha y de salida en la zona del occipital derecha.

INVESTIGACIÓN


De acuerdo a la investigación preliminar que se hizo ayer, se estableció que la placa de registro del motorizado blanco pertenece a la ciudad de Cochabamba.

Además, se hacía la valoración de la víctima, para determinar si estaba en estado de ebriedad o sobriedad, y conocer los motivos principales por los cuales el conductor intentó quitarse la vida con el arma de fuego.