Header Ads

Header ADS

Sucre: Alejandra fue enterrada; desconocen quién la mató


Luego de 19 meses de la desaparición y posterior asesinato de Alejandra Quispe, ayer fue enterrada en el Cementerio General de Sucre y ahora descansa en paz. Sin embargo, su familia denunció que los investigadores de la Policía y el Ministerio Público no actuaron correctamente para esclarecer el crimen.

Parte de la odisea para la familia Quispe concluyó ayer; entre lágrimas y pedidos de justicia, la niña de 12 años fue sepultada en el camposanto.

Martín Quispe, padre de Alejandra, reveló que el jueves en la tarde el Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) envió a Sucre desde La Paz los restos óseos de la niña. La familia, en su domicilio en el barrio Alto San Pedro, la recibió, esta vez ya no con vida, sino en dos cajas.

Desde ese momento, los familiares y amigos la velaron hasta ayer a las 15:00, hora en la que fue llevada a misa en la iglesia San Pedro; luego fue depositada en su última morada.

UNA ODISEA

Desde su desaparición, en mayo de 2014 hasta la fecha, pasaron 19 meses. En el Ministerio Público se abrió una investigación, el padre de Ale viajó a diferentes ciudades del país y varias provincias de Chuquisaca para buscarla sin tener resultados.

En junio de 2014, tres personas fueron remitidas al penal San Roque con detención preventiva acusados de trata y tráfico de personas, secuestro y extorsión, otro sujeto obtuvo detención domiciliaria.

Los acusados dijeron que eran inocentes del rapto de la niña y que sólo quisieron obtener dinero extorsionando al padre.

En julio del mismo año, en la zona de la Calancha se encontró un cráneo, extremidades inferiores y superiores de un esqueleto, y para determinar el sexo, la edad, la data de la muerte y su posible identificación se enviaron los huesos al IDIF en La Paz para que un antropólogo forense realice los estudios, luego de dos meses se confirmó que la osamenta era de Alejandra, en ese tiempo los fiscales y policías no realizaron ningún actuado en el lugar, ya que después de la confirmación recién hicieron una recolección de evidencias.

“He visto que el Ministerio Público y la Policía no cumple con sus funciones porque el 19 de mayo desapareció mi hija, en julio encuentran los restos del cuerpo y luego de varios meses hacen el peinado en el lugar del hecho, después que la lluvia se llevó las evidencias, entonces cómo se acusará a los presuntos coautores y eso me da rabia”, denunció Quispe. 

El caso viró y se abrió uno paralelo por asesinato pero que tuvo un avance lento.
Tras concluir las investigaciones, el Ministerio Público sólo acusó a los cuatro imputados por los delitos de trata y tráfico de personas, secuestro y extorsión.

A decir del Wilder Castillo, abogado de los acusados, no hay aún fecha para el inicio del juicio oral.
Con la tecnología de Blogger.