Recibe Noticias por Email

Ingresa tu Email:


sábado, 14 de noviembre de 2015

La Paz: Banda colombiana atracó más de 1.5 millones de bolivianos desde 2012


Las cámaras de varios bancos en Santa Cruz, y de uno en Cochabamba, captaron al menos a dos de los integrantes de la banda de colombianos apresada en La Paz, observando a sus víctimas mientras hacían sus transacciones. 

Los seis ciudadanos colombianos que fueron identificados por la Policía como los autores del atraco de 70 mil dólares al empresario hotelero cochabambino, ocurrido el pasado 9 de noviembre en Cala Cala, fueron trasladados desde la Llajta a Santa Cruz porque en esa ciudad no solo habrían cometido seis asaltos más, sino que tres de los mismos terminaron con tres víctimas asesinadas.

El ministro Carlos Romero calificó a este grupo como “la banda criminal más peligrosa de los últimos tiempos”, pues la misma operaba desde 2012 en Bolivia efectuando seguimientos a clientes bancarios para atracarlos poco después de salir de las entidades financieras.

Los extranjeros asaltaban, no dudaban en disparar si sus víctimas oponían la menor resistencia, salían del país con el dinero y luego de un tiempo volvían para seguir delinquiendo. 

En un operativo de largo aliento, del que participaron al menos 20 unidades policiales de élite del país, seis integrantes de la banda cayeron primero, pero ayer, los investigadores lograron capturar a un delincuente más, de nacionalidad argentina en cuyo domicilio hallaron el arma que usaron para sus crímenes. 

Romero y las autoridades policiales explicaron ayer, en Santa Cruz, que esta banda es responsable de varios atracos en esa ciudad, en La Paz y en Cochabamba.

En la ciudad oriental, L.E. Trujillo, I.C. Tirado y J.O. Belloso fueron sindicados de asesinar a un joven mensajero, Mario Cuéllar, de 23 años, el 23 de febrero de 2013, para arrebatarle 20 mil bolivianos retirados de un banco. 

El 7 de octubre de 2014, el militar Humberto Santander, de 59 años, fue baleado por este mismo grupo cuando intentaba defender a su hija que era atracada en el barrio Hamacas. Los atracadores se llevaron 20 mil dólares. 

El 26 de agosto de 2015, Yarma Alejandra Gutiérrez, de 21 años, fue abatida por los criminales cuando ella intentaba proteger a su madre de un asalto, luego de que su progenitora había retirado 25 mil bolivianos de un banco. La banda también fue acusada del atraco a una pareja de menonitas en abril de 2014, a la que le arrebataron 80 mil dólares.