jueves, 27 de julio de 2017

Sucre: Tres guardias de seguridad detenidos por el homicidio de un joven en Yurac Yurac (ver vídeos del ataque)


Una tercera persona que se vio involucrada en la muerte de Cristian Serrudo la noche del sábado 22 de julio compareció en una audiencia de medidas cautelares y la jueza 2° de Instrucción en lo Penal de la Capital, Cinthia Zambrana, la envió a la cárcel San Roque con detención preventiva.

La probabilidad de autoría y los riesgos procesales arraigadores como la falta de domicilio y trabajo, además de los riesgos de fuga y obstaculización, derivaron en la detención preventiva de José C.H. en San Roque, por la probable comisión del delito de homicidio.

La familia y amigos de la víctima celebraron esta decisión y ahora esperan que se fije fecha y hora para la audiencia de apelación, en la que quieren revertir la decisión inicial de la jueza Zambrana que otorgó detención domiciliaria a otros dos implicados en el hecho en el que un joven de 22 años perdió la vida.

La noche del sábado, Cristian asistió a una fiesta del Tata Solano en la calle Teresa de Calcuta de la zona de Yurac Yurac. De pronto abandonó la fiesta y después de un tiempo regresó con un amigo, pero los guardias de seguridad no le dejaron entrar. Esta situación derivó en un altercado y después en una agresión de uno de los guardias de seguridad con golpes de puño; unos segundos más tarde el mismo guardia de seguridad lo volvió a agredir. Luego se generó un altercado mayor entre Cristian y sus amigos, por un lado, y los guardias de seguridad y otras personas que salieron del local, por el otro; al parecer, este episodio no derivó en golpes, según se pudo observar en el video que fue expuesto en la audiencia de ayer.


Unos minutos después, Cristián se acercó a la puerta del local con piedras en la mano y en esa situación José lo tomó del cuello y lo tiró violentamente al suelo, provocando que se cayera de espaldas. En esa posición, uno de los guardias de seguridad le propinó golpes con el tolete y lo pateó, lo mismo hizo otro guardia y el mismo José, mientras los amigos de la víctima intentaban impedir aquello.

En esta última escena, según una de las testigos, un guardia de seguridad utilizó un aparato de descarga eléctrica llamado Torito sobre la humanidad del joven tendido en el piso.



Inconsciente o muerto, fue arrastrado hacia dentro del local donde, según los involucrados, intentaron reanimarlo y después llamaron a la Policía.

El informe médico forense que presentó la Fiscalía en la audiencia de ayer, miércoles, estableció como causa de muerte infarto agudo de miocardio, fibrilación auricular y policontusiones. En la audiencia se explicó que la muerte por infarto agudo de miocardio pudo haber sido ocasionado por la descarga eléctrica y la fibrilación auricular por los golpes.

En este caso están involucradas tres personas: dos guardias de seguridad, que inicialmente se beneficiaron con la detención domiciliaria, y el amigo de uno de ellos, José C.H.

El tercer implicado en principio no fue llevado a la audiencia de medidas cautelares porque no fue identificado por la Policía; una vez que la investigadora del caso dio con la identidad del sospechoso, fue aprehendido en su lugar de trabajo, al mediodía del martes, en una salteñería. No estaba fugado, hizo notar su abogado defensor.

Denuncia y pide justicia


"Acudo a este medio para pedir ayuda por favor sobre el caso de Cristian Orlando Serrudo Porco, del sábado 22 de julio, puesto que no se hizo justicia por su muerte. Yo estuve presente en el momento que falleció, vi todo, quisiera que esto se haga público ya que ahora los guardias de seguridad que provocaron su muerte están libres, habiendo cámaras de seguridad, para mi esto es un acto corrupto, que más pruebas que, el video y mi testificacion se requería, pido ayuda a la población, no se a donde más ir para que mi voz se oiga y se haga pública, no puedo quedarme tranquila con esta injusticia".


Denuncia hecha por Daniela T. B.