sábado, 13 de mayo de 2017

Sucre: Cae el ladron mas viejo de la ciudad


Cayó el “Pepe”, el ladrón más viejo que operaba en bienes inmuebles en Sucre. Paradójicamente, fue atrapado gracias al uso de la tecnología, algo que había obviado.

Tiene 69 años. Hasta antes de que fuera atrapado vivía en La Paz y circunstancialmente llegaba a Sucre para dar sus golpes y luego desaparecer.

El “Pepe” es un hombre sin canas, su cabello es de color negro intenso, lo más probable, por la acción de un tinte que le quita algunos años de los que aparenta. Bien vestido. Cuando fue atrapado el lunes, llevaba puesto un jean azul, chamarra café, chompa y camisa de colores guindos que combinaban perfectamente con sus zapatos también guindos bien lustrados. Su rostro con arrugas bien marcadas delatan el paso del tiempo; ayer, con seguridad, más demacrado que de costumbre. El hombre no levantaba sospechas.

Fue atrapado por la Policía y expuesto ante los medios de comunicación para que la gente reconozca si fue o no víctima de este sujeto, que acostumbraba ingresar a casas forcejeando la puerta y sigilosamente, dijo el director Departamental de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de Chuquisaca, teniente coronel Luis Fernando Loayza.

El “Pepe” se llama José R. En marzo estuvo en Sucre y dio tres golpes. Seguía a sus víctimas y actuaba cuando sabía que nadie estaba en casa. El primer golpe, de los conocidos, ocurrió el viernes 3 de marzo. Ingresó a la unidad educativa particular Monte Cristo y se robó una computadora portátil. El miércoles 22 de marzo ingresó a la guardería Alfaguara del barrio Magisterio y también se robó una computadora portátil. En ambas ocasiones forcejeó varios cajones y no encontró dinero ni objetos de valor. Ejecutó el tercer golpe el viernes 24 del mismo mes; ingresó a una casa particular y se llevó una computadora portátil, dos teléfonos celulares y dos billeteras con dinero.

Sus golpes fueron perfectos, señaló Loayza, pero no se dio cuenta de que en cada acción su imagen estaba siendo registrada por las cámaras de seguridad. Coincidentemente, los tres inmuebles contaban con ese sistema de seguridad, que sirvió de mucho para que la Policía identificara al sujeto y estuviera alerta a una nueva visita a la ciudad.

Lo hizo en mayo, un mes y algo más de su último golpe, sin darse cuenta de que ya era cara conocida para la Policía. Lo atraparon el lunes, en la avenida de Las Américas, en “actitud sospechosa”, dijo el Director Departamental de la FELCC.