lunes, 16 de enero de 2017

La Paz: Corre peligro la vida del policía baleado en la Comercio


La vida del sargento Johnny Apaza Aspi corre peligro, tras recibir cuatro impactos de bala la noche del sábado en el momento en que auxilió a una librecambista que era asaltada a mano armada en la calle Comercio, en la ciudad de La Paz. El hecho generó malestar en las filas de los uniformados de baja graduación que se quejan de no contar con armamento reglamentario ni las condiciones para cumplir su trabajo.


El comandante de la Policía de La Paz, coronel Abel Galo de la Barra, afirmó que el policía que fue gravemente herido no trabaja en patrullaje pues es miembro del servicio de Batallón de Seguridad Física Estatal y estaba en sus horas de descanso antes de reincorporarse a su turno, cuando fue herido por un antisocial que portaba un revólver de calibre nueve milímetros.

"Ha cometido un acto heroico al intentar frustrar el robo a una mujer librecambista, sin ningún interés, sólo el impulso de ser un buen policía (...). Recibió cuatro disparos, uno que le rozó la cabeza, otro en el hombro izquierdo y dos en el abdomen que comprometen los órganos vitales, estamos a la espera que Dios y las manos de los galones puedan hacer su trabajo", señaló.

De La Barra negó que los policías que realizan patrullaje se encuentren desprovistos de su arma de reglamento y rechazó la versión de que el centro de La Paz se haya convertido en una zona roja. Atribuyó la inseguridad en esa área a la imprudencia de los ciudadanos que como la librecambista se "estaba recogiendo a su casa más tarde de lo normal".

MALESTAR POR REDES

La Asociación Nacional de Suboficiales, Clases y Policías (ANSSCLAPOL) lamentaron que a pesar de sus pedidos permanentes no cuentan con armas reglamentarias. Los denunciantes prefirieron mantener en reserva sus nombres para no sufrir represalias.

Lamentaron que en aplicación de la Ley 400 del 18 de septiembre de 2013, el personal militar y policial fuera de servicio, no podrá hacer uso de las armas reglamentarias. "Ahora no nos dejan usar el arma ni siquiera en manifestaciones con lo que nos ponen en riesgo nuestras vidas", dijo un suboficial.

En partes salientes del pronunciamiento emitido en la cuenta del Facebook de la UTOP La Paz que no lleva firmas y señala "¡Qué pena lo que pasó anoche con el camarada Juan Fernando Apaza Aspi...En plena Comercio cerca al Palacio de Gobierno tratando de evitar un atraco y por defender a la victima el camarada ha sido baleado, su vida está en peligro. ¡Hasta cuando carajo va seguir esto!, salimos a la calle solo con un bastón, no hay armas para defendernos ni un solo proyectil para salir a patrullar y no nos dotan chalecos antibalas, y los jefes oficiales bien gracias!".