domingo, 11 de septiembre de 2016

Santa Cruz: Loco asesinó a su madre a palazos "porque el diablo se lo ordenó"


En la comunidad Cañada Larga se registró un violento hecho de sangre causado por un joven de 23 años que padece trastornos mentales, quien habría golpeado brutalmente a su madre con un palo hasta dejarla sin vida.

Sucedió al promediar las  17:30 del día viernes, pero  el hecho recién fue descubierto después de las 18:00 cuando el esposo de la víctima Pedro Delgadillo Medrano regresó de trabajar en el potrero y se encontraba en compañía de su patrón Víctor Salazar.

El hombre contó que al llegar a su casa estaba su nieta de tres años en el patio y le decía “Papá,  papá, allá mamá, tío hacer en su cabeza”, presintiendo que algo malo había sucedido, se dirigió a la casa y encontró a su hijastro Ángel Rivas Rivero, quien estaba con su ropa ensangrentada y le preguntó qué pasó a lo que el joven  solo le pidió perdón por lo que había hecho.

Delgadillo Medrano sostuvo que al no ver a su esposa Fernanda Rivero Franco, en los alrededores inspeccionó la vivienda y encontró su cuerpo tirado cerca de una lavandería, estaba agonizando, pues aún estaba caliente. La mujer tenía una lazo en el cuello, él se lo quitó y quiso darle respiración boca a boca, pero no reaccionó y para cuando era llevada a un centro asistencial ella ya no tenía signos vitales.

Al entender lo que le dijo  su nieta cuando llegó, supo quien era el autor del hecho por lo que dio parte al corregidor de la comunidad y aprehendieron a su hijastro y lo amarraron hasta entregarlo a la policía.

El cuerpo de Rivero Franco fue llevado a la morgue del hospital Pampa de la Isla. El esposo de la fallecida señaló que el muchacho declaró que había atacado a su madre con una viga de madera, primero intentó ahorcarla y luego la golpeó en la cabeza hasta causarle  la muerte.

El hombre señaló que hace 19 años que vivía con la víctima, crió al muchacho desde que tenía 3 años.

La semana pasada Ángel Rivas les dijo que “el diablo quiere que mate a mi madre  para que yo me salve y me devuelva mi alma. 

El diablo quiere que mate tres a personas y le lleve sus almas”, su padre de crianza le dijo que no podía hacer eso porque ella era su madre y el muchacho le respondió: “Yo no voy hacer eso a mi familia, mejor voy a matar un policía, para que luego me tiren un tiro y me maten de una vez”.