miércoles, 30 de marzo de 2016

Santa Cruz: Aprehenden a funcionaria de surtidor tras explosión (ver vídeo)



El comandante de la Policía, Sabino Guzmán, informó que la operadora del surtidor La Cima, donde la noche del lunes se registró una fuerte explosión en el tanque de gas de un taxi, se encuentra aprehendida y será llevada ante un juez cautelar.

La autoridad explicó que el motorizado no tenía la viñeta B-Sisa que autoriza cargar combustible. En el sistema de la ANH le salía bloqueado para cargar gas, pero la funcionaria identificada como Rocío Vargas Severiche de 25 años insertó el número de placa de un jeep Vitara (cliente del surtidor autorizado) y comenzó a cargar gas al taxista.

Sin embargo el tanque no contaba con el respectivo mantenimiento rutinario y cuando iniciaban la carga no soportó la presión del gas y explosionó.

Como consecuencia de la detonación, una menor de seis años que estaba con su madre a tres metros del lugar resultó afectada así como el chofer del taxi que cargaba gas. La menor ya fue dada de alta en la clínica Niño Jesús, al tener solo un trauma auditivo, mientras que el chofer sufrió quemaduras y golpes y se encuentra internado en la clínica Itod. 

Guzmán aseveró que el conductor Alexander Ávila Herrera, de 31 años, en su descargo dijo que él solo era chofer. El jefe policial indicó que la irresponsabilidad de la operadora del surtidor ocasionó que sea aprehendida y será cautelada por delitos contra la seguridad común, incendio y otros estragos, delitos que tienen una pena privativa de libertad de 1 a 4 años de prisión. 

La ANH hizo conocer que el cilindro que usaba el motorizado involucrado en el hecho no estaba recalificado por esa entidad para cargar combustible, por lo tanto estaba bloqueado y su conductor al igual que el dueño actuaron de manera inescrupulosa, por lo que responsabilizan al conductor y dueño como a la operadora del surtidor por la explosión registrada en el surtidor La Cima de propiedad del exconcejal Enrique Landivar. Indicaron que la recalificación del cilindro se la debe hacer cada tres años y les entregan la viñeta que autoriza que están en condiciones de cargar combustible. 

En el país el 40 por ciento de los motorizados no cuentan con la recalificación.