viernes, 29 de enero de 2016

Santa Cruz: Hombre ebrio desfiguró el rostro de su esposa


En la zona del Plan Tres Mil la madrugada de ayer se registró un violento hecho en el cual un hombre en estado de ebriedad agredió brutalmente a su esposa.

Según el informe policial, el hombre se encontraba consumiendo bebidas alcohólicas en un local y al retornar a su hogar procedió de inmediato a agredir a su esposa a la que reclamaba por dejarlo bebiendo solo.

La mujer denunció ante la Felcv que su esposo constantemente la agredía físicamente sin motivo, en alguna de las ocasiones la golpiza era por celos y en otras porque la mujer no quería acompañarlo a los locales a consumir bebidas.

Según el relato de la víctima, ella se encontraba junto a sus hijos descansando en su casa que está ubicada a pocos metros del módulo policial, cuando a las 02:00 de la madrugada su esposo retornó al inmueble y empezó a insultarla.

Luego de la agresión verbal el iracundo procedió a golpearla en la cara, logrando tirarla al suelo donde la pateó varias veces y no conforme con observar a la mujer desangrándose por la boca y la nariz, agarró su cinturón con el que la azotó en la espalda y nuevamente en el rostro a la mujer que le suplicaba a gritos para que ya no la golpeara.

Uno de los hijos de la pareja que escuchó los gritos de su madre decidió salir de su casa y se dirigió al módulo policial donde informó a los oficiales de turno del maltrato al que estaba siendo sometida su madre.

La policía se movilizó de inmediato y procedió a detener al sujeto que se encontraba aún agrediendo a su esposa en el patio de la casa.

El hombre fue llevado al módulo policial donde permanece detenido y se conoció que hoy será puesto ante un juez cautelar imputado por el delito de violencia intrafamiliar ya que la víctima presentaría más de 50 días de impedimento al haber sido agredida brutalmente, llegando a quedar completamente desfigurado su rostro.

Los hijos de la pareja informaron a la fiscal Giovana Rivas que su padre siempre los agredía a ellos, incluso uno de los menores hace tres días habría sido golpeado con un palo en la cara.