viernes, 8 de enero de 2016

Santa Cruz: Grabaron a jefe militar cuando humilló a un sargento (escuche la grabación)



Sarnoso de mierda”, “toda tu puta vida vas a ser subalterno”. Con esas expresiones el comandante del Regimiento RI-10 Warnes, teniente coronel Brito Gemer Oliver Salazar se refirió directamente a un sargento. La grabación de esa reprimenda fue proporcionada a la red ERBOL por Roberto de la Cruz, miembro del Consejo Nacional de Defensa de la Constitución (Condecob).

Vos sarnoso de mierda no me vas a decir a quién debo mandar. ¡Papilo carajo! Estas confundiendo aquí (…) ¿Para qué mierda entras a la Escuela de Sargentos? Toda tu puta vida vas a ser subalterno, si no te gusta esta vida deberías pedir tu baja”, se escucha en la grabación.

Según De la Cruz, este sargento fue humillado porque se atrevió a cuestionar una orden de destino. 

Pero este no es el único abuso del que el teniente Coronel Brito Gemer Oliver Salazar está acusado.

El 19 de julio de 2015, un suboficial del Regimiento Warnes envío un informe al Comandante de la Octava División del Ejército, sobre las denuncias contra el Teniente Coronel.

Entre las acusaciones descritas en este documento están las siguientes:

El 28 de febrero de 2015, Brito Gemer Oliver Salazar preguntó a un sargento sobre un camión y,al no encontrar respuesta, “lo agredió verbalmente diciéndole que era un burro, animal y cómo egresan de la Escuela de Sargentos sin conocimiento”.

El 21 de mayo, el Teniente Coronel volvió a increpar al mismo sargento con las siguientes palabras: “Mentiroso, maricón de mierda, mal formado, te voy a llenar de arrestos y a ver si asciendes”.

El 8 de junio, el Comandante del Regimiento volvió a recriminar al mismo sargento diciéndole “inmigrante indio de mierda”. Sin embargo, según el informe, el Teniente Coronel pidió disculpas.

Otro informe

El mismo suboficial, que realizó el anterior relato, realizó otro informe, esta vez dirigido al Comandante General del Ejército el 22 de diciembre de 2015.

En este documento, se narra que el 14 de diciembre el Teniente Coronel maltrató a los soldados por haber hecho conexiones clandestinas de electricidad sólo para cargar sus celulares.

El Comandante del Regimiento castigó a los soldados durante dos días con una hora de trote con maletas, llenas de ladrillos en las espaldas.

El 18 de diciembre, Brito Gemer Oliver Salazar humilló a los suboficiales y sargentos de unidad llamándoles “lacras”,debido a que, un fin de semana, subtenientes y sargentos sirvieron de seguridad en la fiesta de un colegio privado y se filtró la información de que había 700 bolivianos para cada uno.

En este caso, según el informe, el Teniente Coronel incluso recriminó a los suboficiales diciéndoles que un día llegarán a comandantes y no les gustaría que un sargento “de mierda” hable de ellos.