sábado, 30 de enero de 2016

Cochabamba: Depravado hombre de 50 violó a una pastorcita de 13 años en Toco


La comunidad de Toquillo, del municipio de Toco, fue escenario del intento de linchamiento a un sujeto de 50 años de edad quien habría abusado sexualmente a una pastorcita de 13 años de edad, quien se hallaba pasteando sus ovejas cuando este sujeto la abordó y usando la fuerza la abusó sexualmente.

El Personal de la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia (Felcv) de Punata inició las investigaciones ya que en la región no cuentan con una unidad policial especializada en temas de violencia.

La teniente María Gómez, investigadora de la Felcv, informó que el caso ocurrió el día miércoles en el Valle Alto de Cochabamba donde una menor de 13 años de edad habría sido víctima de violencia sexual, “según la denuncia ella estaba paseando a sus ovejitas y es en ese momento es que fue interceptada por un sujeto de 50 años de edad quien habría procedido a abusar sexualmente de la niña”, explicó.

Tras el abuso, la menor habría logrado zafarse del perverso abusador y corrió hacia su casa, una vez en su vivienda logró relatar a su hermano lo que le habría ocurrido y en medio de la revelación la menor se desmayó. Inmediatamente su hermano sale en busca de ayuda y cuenta a los vecinos lo ocurrido.

Fue entonces que los vecinos logran interceptar al sujeto de 50 años de edad a quien le propinaron algunos golpes y quisieron apelar a la justicia comunitaria. Pero entraron en razonamiento y decidieron entregar al antisocial a manos de la Policía Nacional, institución que investiga el hecho. El sujeto ya fue remitido al Ministerio Publico quien pidió su detención preventiva en un penal del departamento.

LA DENUNCIA

La denuncia fue formalizada por el padre de la menor, cuando la niña fue en busca de ayuda solo estaba en casa su hermano, pero luego que alertaron a los vecinos sus padres retornaron de su fuente laboral para ayudar a su hija.

El acusado es un comunario de la región, pero no tendría grado de parentesco con la víctima. Los vecinos de la región argumentaron que el sujeto debe ser expulsado de la comunidad porque en el lugar no quieren a violadores, advirtieron a quien ose ingresar a delinquir que le aplicaran justicia comunitaria.